Juan Ángel Chemes de 73 años fue encontrado muerto en un malezal cerca de su casa. El homicidio reveló un drama familiar que aparentemente terminó en el asesinato del hombre. Hay dos sospechosos que son cercanos a la víctima.

Este viernes por la mañana en un sector de malezas del barrio Londin, de la ciudad de Oberá, Juan Ángel Chemes de 73 años fue encontrado sin vida con una lesión en la altura del cuello provocada con un arma blanca.

Un empleado municipal de Oberá fue asesinado y apuntan a su propio hijo como el principal sospechoso imagen-1
Un empleado municipal de Oberá fue asesinado y apuntan a su propio hijo como el principal sospechoso 5

Según trascendió, el principal sospechoso que fue demorado es el propio hijo de la víctima, Julio Alberto de Jesús (32), y el cuñado de éste, un menor de 17 años oriundo de la provincia de Buenos Aires.

La principal hipótesis sobre la que avanzan los investigadores de la Unidad Regional II en base a una serie de elementos y principalmente testimonios, apuntan a que el crimen fue la culminación de años de amenazas por parte del principal sospechoso.

Un empleado municipal de Oberá fue asesinado y apuntan a su propio hijo como el principal sospechoso imagen-3
Un empleado municipal de Oberá fue asesinado y apuntan a su propio hijo como el principal sospechoso 6

Según testimonios de los familiares de la víctima, quien se desempeñaba como empleado municipal en el Jardín de los Pájaros, están seguros de esta teoría.

Antonio Chemes, hijo de la víctima y hermano del demorado, comentó que «papá siempre se opuso a la forma de vida que tenían y los malos tratos de éstos para con sus hijos, es decir, sus nietos. Les marcaba que estaba mal lo que hacían y eso fue llevando a una relación muy conflictiva».

Continuó diciendo que «le tenían bronca por eso, porque papá no podía ver a sus nietos en esa vida que llevaban como consecuencia de lo que hacían los padres, les corregía, trataba de que tengan algo mejor, pero en vez de entender, reaccionaban y lo atacaban, y eso llevó a que cometieran semejante ataque, planificado y en el que seguramente intervinieron más personas».

Sobre eso último inclusive, alertaron a la Policía que la nuera apodada como “Porteña» lo había amenazado de muerte en el último conflicto que tuvieron, por los motivos de siempre. Eso, para ellos, marca que el crimen fue premeditado.

Según la reconstrucción que hizo la policía, Chemes fue aparentemente emboscado este viernes a la madrugada, cuando caminaba hacia su trabajo. Recibió golpes y una puñalada a la altura del cuello. Lo abordaron minutos antes de las 5 a unos 200 metros de su casa.

Sobre el camino de tierra quedó una gran mancha de sangre y las huellas marcan que desde ese lugar lo arrastraron cuesta arriba por un monte no tan tupido hasta dejarlo cerca de un espacio abierto distante a unos 40 metros.

Fue la hija de Chemes quien cerca del mediodía supo lo que había ocurrido y avisó a su pareja, quien regresó del trabajo y se topó con el cadáver entre el matorral.

«No lo puedo creer, era un tipazo, trabajador, solidario a más no poder y que le hagan esto realmente es una tragedia», sintetizó Julio Chemes, hermano de la víctima.

Sobre lo ocurrido apuntó a su sobrino, mencionó los conflictos conocidos y analizó que «como mínimo tres personas tuvieron que haber intervenido, porque no solo lo emboscaron y mataron, sino que lo arrastraron para esconder el cuerpo y se tomaron el trabajo de tapar con tierra la sangre que quedó desparramada por todos lados”.

Añadió que «conociendo a mi hermano estoy seguro que se resistió y hasta seguramente reconoció a los atacantes, por eso lo terminaron matando».

Buscan el arma homicida

En horas de la tarde de este viernes hicieron un allanamiento en la casa del principal sospechoso, que está a pocos metros de la propiedad de la víctima. Buscaron elementos de prueba y el cuchillo con el que se cometió el crimen, que no fue hallado en la escena pese a que lo buscaron en un amplio sector en el sitio donde desecharon el cuerpo.

En el lugar trabajó la Policía Científica e Investigaciones de la URII, con intervención de la comisaría Quinta. El juez de Instrucción en turno ordenó que se haga la autopsia por lo que el cadáver fue trasladado a Posadas.( F. Nova Misiones)