La ciudad de La Plata se prepara para el segundo concierto de los Rolling Stones en el Estadio Ášnico que será esta noche, dónde volverán a convocarse más de 50 mil seguidores de la taquillera banda británica, mientras comienzan los balances económicos y organizativos del primer show.

Desde lo económico los números de los comercios locales y de la hotelería cerraron con un saldo positivo, mientras que en el aspecto de la organización, sólo hubo algunos incidentes y los 148 detenidos por diversos motivos.

La mayoría de los detenidos fueron «trapitos» y vendedores ambulantes, mientras que el mayor foco de conflicto se produjo cuando un centenar de fanáticos intentaron burlar los controles e ingresar sin entradas.

Además, personal de control urbano incautó bebidas alcohólicas y ropa alusiva a la banda no reglamentaria y que eran propiedad de vendedores ambulantes no autorizados, informaron los organismos de seguridad del municipio.

Otra de las conclusiones positivas por parte de la organización es que la desconcentración del público alrededor de la medianoche fue en perfecto orden y con una gran fluidez, y que apenas se registraron demoras lógicas en el regreso hacia Capital Federal.

En cuanto al show de esta noche el estadio volverá a abrir sus puertas desde las 16 y las adyacencias del estadio ya están cerradas desde las 10, cuando agentes de control urbano comenzaron a desviar el tránsito, por lo que se recomienda no circular en los alrededores del estadio.

Fuente: Ámbito.